jueves, 28 de enero de 2016

ACTIVIDADES PARA EL FIN DE SEMANA 29-31 ENERO EN PONTEVEDRA CON LOS PEQUES


Hola a todos, 

Como prometí, y como es jueves, os voy a contar los planes que tenéis en Pontevedra para este fin de semana.

Empezamos el viernes en la Biblioteca Publica, Antonio Odriozola, a las seis de la tarde donde hay un cuentacuentos ilustrado a cargo de "Polo correo do vento" donde vamos a celebrar el día de la Ilustración y nadie mejor que ellos! Si nunca los visteis os va a encantar y si ya los conocéis seguro que queréis repetir. 



Los niños se lo pasan genial, primero Quique Mauricio nos cuenta un cuento y después dibujamos con Carlos Taboada un personaje del mismo. Y a todos les sale fenomenal gracias a sus indicaciones. Nosotros no vamos a faltar!

El sábado tengo varias propuestas, una es por la mañana, a las doce, y es que en el museo de Pontevedra nos proponen una adaptación de "Os vellos non deben de namorarse" de Castelao, por parte de Fantoches Baj. Las entradas pueden retirarse desde el pasado 21 de enero en el Sexto Edificio. No sé a vosotros, pero a mí me tiene buena pinta.

La segunda propuesta es el sábado por la tarde, hace poco conocí que hay una librería en la zona de la Pasarela, (rúa José Adrio, número 3, local 4), se llama Patakafrita y este sábado hay un cuentacuentos a cargo de Pepa, mariscadora de cuentos. Tengo que decir que no la conozco, ni la librería ni a Pepa, pero ganas no me faltan y si alguien se anima por favor que me comente si le gustó!

Y por último, como ya está cerca el carnaval, el sábado a partir de las doce de la mañana estarán por la ciudad "As Madamas e Galáns de Cobres" que seguro animarán las calles con sus vestimentas y bailes.


Ya para el domingo hay una cita obligada en el teatro principal, en el ciclo de "Domingos no principal" que esta semana estrenan "Pinocchio, fligio di Gepetto", como ya sabéis en dos sesiones, de mañana a las doce y de tarde a las seis y media. Espero que os guste!!

lunes, 25 de enero de 2016

Viaje Cabárceno

       
Ya estoy aquí otra vez!! Mi hija mayor dice que tengo que hacer dos entradas a la semana, una los lunes para contar un viaje o excursión, y otra los jueves para contar los planes con niños para hacer en Pontevedra o alrededores ese fin de semana.  Y creo que es buena idea!!

Hoy me he decidido por contados lo que hicimos en la semana santa del año pasado. Y es que, nos fuimos a Cabárceno. Era un sitio que nos apetecía desde siempre y nos habían dicho que no es un zoo como otros sino que los animales en lugar de estar en jaulas están en recintos tan grandes que casi pueden sentirse en libertad.

El jueves nos pusimos temprano en marcha pues teníamos un largo viaje  desde Pontevedra hasta Portugalete donde dormiríamos en casa de unos amigos y, aunque la tablet ayuda en estos casos, viajando con dos niñas necesitaríamos hacer varias paradas.


Así que hicimos de una tirada hasta Ribadeo donde comimos unas tortillas en el merendero que hay al pie de la bajada de acceso a la playa de las catedrales y las niñas pudieron corretear y estirar las piernas. La siguiente parada ya la teníamos pensada y era el MUJA (Museo Jurásico de Asturias). Unos días antes ya había visitado su página web http://www.museojurasicoasturias.com y había visto horarios y precios, así que sabía que había un taller para niños más o menos a la hora que llegábamos. Anoté a mi hija mayor que tenía seis años, pero la pequeña aún no podía porque tenia tres años y los admitían a partir de cuatro.



Mientras esperamos a que empezara el taller, las niñas disfrutaron viendo las esculturas de dinosaurios que hay a la entrada del Museo y también en el parque muy chulo que tienen justo a la entrada y en el que pudieron merendar mientras jugaban.



En cuanto llegó la hora, dejamos a Belem en el taller y nosotros vimos el museo con la visita guiada que empezaba en ese momento. Nos gustó mucho y nos dimos cuenta que no hay que fiarse de las películas, y es que el velociraptor no es como aparece en  Parque Jurásico, sino que tenía plumas!!! 

Una de las cosas que más nos gustó es que casi al final de la visita nos cruzamos con los niños del taller, pues ellos también tuvieron su propia visita guiada. Cuando fuimos a recoger a Belem nos dijo que lo pasó genial, primero tuvieron un taller donde hicieron un fósil y después la visita guiada!


Nos quedó pena no bajar a la playa de La Griega, donde nos indicaron que se podían ver unas huellas de dinosaurio, pero íbamos justos de tiempo. Además siempre hay que dejar una excusa para volver ;)

Ese día acabó llegando a nuestro destino agotados pero contentos.

Al día siguiente nos dedicamos a estar con nuestros amigos, visitando el parque de La Arboleda, creado con los restos de las antiguas explotaciones mineras. El paseo fue agradable y a las niñas les gustó sobre todo subir en el funicular. Nuestros amigos, nos llevaron al Asador Maite, donde había encargado una buena alubiada, que como podéis ver en su página web  tienen una pinta increíble, y os garantizo que están aun mejor. 


El resto de la tarde nos la pasamos paseando por Portugalete y viendo su puente colgante, en el que nos subimos ya que a las niñas les hacía ilusión.




El sábado fuimos a Bilbao donde visitamos el Guggenheim y el Puppy, paseamos por el casco y disfrutamos de los pintxos. Pero lo que realmente esperaban las niñas era ir a Cabárceno, así que nos acostamos pronto para estar descansados al día siguiente.




Salimos temprano y aunque en la entrada hicimos un poco de cola ya había visto en la página de internet que ese era el día que menos afluencia de gente preveían de la semana santa. Decir que a Cabarceno, por su extensión, se accede en coche que puedes aparcar a lo largo del recorrido para ver a los animales.

Conviene organizar la visita y así poder ver los dos espectáculos: el de los leones marinos y el de las aves, ya que ambos valen la pena. Por la hora a la que llegamos, decidimos ver primero el de los leones marinos. Cogimos muy buen sitio y los teníamos justo delante. Las niñas quedaron encantadas y nosotros también porque el espectáculo es muy divertido para todos.


Seguimos el recorrido marcado viendo a los gorilas, los osos y las avestruces; pero lo que más les gustó a las niñas fueron las jirafas, que estaban muy cerca. La verdad es que son unos animales increíbles, preciosos y mis hijas quedaron impresionadas por lo grandes que son.




A los felinos los vimos a lo lejos y tumbados, o sea que no tenían ganas de saludarnos, pero los osos estaban muy graciosos. El día anterior había llovido y ese día hacia una temperatura muy agradable, había salido el sol, así que supongo que les apetecería salir para jugar y disfrutar del día con lo que nos regalaron momentos muy chulos jugando entre ellos o tomando el sol.


Los elefantes e hipopótamos los vimos de lejos pero el paisaje es precioso; ya solo verlo vale la pena pues se trata de un lugar donde existía una antigua mina de hierro que nos sorprendió mucho al recorrerla en el coche.



En todo el parque hay merenderos y zonas para comer además de tiendas y áreas de descanso. En la entrada te dan un mapa que está muy bien para guiarte pero puedes verlo en su pagina web y llevarlo más o menos organizado desde casa.

Nosotros dejamos para el final la exhibición de aves rapaces y fue muy emocionante. Sentarse en esas gradas y que las aves te sobrevuelen es toda una experiencia.

Como os podéis imaginar el día fue agotador pero valió la pena. Por lo que fue mi experiencia, recomiendo ir un día entero y aún así quedan cosas por ver. Hay que aparcar en las zonas señaladas y, aunque puede parecer un poco engorroso tener que bajar y subir del coche todo el rato, a veces se agradece descansar un poco en él.

Al día siguiente volvimos a casa. Para que a las niñas no se les hiciera pesado paramos a comer en Oviedo y después de comer dimos un paseo por el parque de los patos del Campo de San Francisco y aprovechamos para ver a Mafalda, sentadita en su banco!!



Hasta aquí este viaje, quizá un poco extenso, pero es que fueron varios días y no quería dejarme nada importante. ¡Espero que os haya gustado!

jueves, 21 de enero de 2016

ACTIVIDADES PARA EL FIN DE SEMANA DEL 22-24 ENERO 2016 EN PONTEVEDRA

Hola a todos, 

Si este fin de semana lluvioso no tenéis planes con los peques, os sugiero unas cuantas propuestas:

El viernes en la Biblioteca Pública de Pontevedra "Antonio Odriozola" a las seis de la tarde, hay una sesión de cuentos de la mano de Raquel Queizás con el título "nas nubes".  La entrada es gratuita hasta completar aforo, pero no suele haber problemas de espacio, sobre todo si llegáis pronto.

Nosotros ya vimos a Raquel Queizás en otros cuentacuentos y a las niñas les encantó, es muy divertida y los niños se quedan enganchados con la historia. Además, es una buena oportunidad para pasar la tarde en la biblioteca y que los niños disfruten con todos los libros que hay allí.

Para el sábado por la mañana hay un obradoiro de investigación para familias organizado por Pontenciencia, requiere inscripción previa y está destinado a alumnos de 1º a 6º de primaria de los centros de enseñanza pública del Concello de Pontevedra. 

Además del de este sábado hay organizado otros dos obradoiros más, uno el miércoles 27 a las 19:00 y otro el sábado 13 de febrero a las 12:00. Así que si para este sábado ya no hay plazas podéis intentarlo en cualquiera de las otras dos sesiones, el teléfono de contacto y si queréis más información es 986843412 o en el correo info@nontedurmas.org

Y para el domingo, como muchos de vosotros ya sabréis, empezó la temporada de "Domingos no principal" y esta semana estrenan "Jim e a illa do Tesouro", como siempre en doble función: a las doce de la mañana y a las seis de la tarde en el Teatro Principal de Pontevedra. Espero que os guste porque a mí me tiene muy buena pinta, pero como está programado como salida en el cole de mis hijas no iremos, así que espero que me cuenten ellas.

Y hasta aquí mis propuestas para este fin de semana, aunque seguro que hay muchas más, que si queréis podemos comentar.

lunes, 18 de enero de 2016

Viaje a Meira

"Mis Hijas también cuentan" es una idea a la que llevo dándole vueltas desde hace mucho tiempo; y es que , desde que nacieron mis hijas, cada vez es más difícil compaginar un ocio de adultos con uno de niños: ir a comer fuera de casa, a tomar un café o entrar en una tienda a veces se convierte en una auténtica tortura si en el sitio en cuestión los niños no son del todo bienvenidos. Hace tiempo salió la noticia de que ya existen hoteles a los que no pueden acudir los niños. La verdad, es que eso me parece bien porque así en el resto los peques deberían ser bienvenidos.

Esto no significa que permita a mis hijas que hagan lo que les venga en gana, es más, procuro que sean educadas y respetuosas con los demás, pero siempre teniendo en cuenta que son niñas y por tanto, necesitan su espacio. Es por eso, que desde que nacieron no quise renunciar a mi gusto por ir a comer fuera o tomarme un cafe por mi ciudad, y así nace la idea de este blog, contar mis experiencias y ayudar, si es que les es útil, a las personas que lo lean y quieran lo mismo que yo: poder ir a sitios donde los niños también tengan cabida.





Voy a empezar por un pequeño viaje  para ir con los peques. El destino, en la provincia de Lugo, era primero, la playa de las catedrales, después Meira y finalmente visitar Marcelle. Pero empecemos por el principio:

El primer destino era la Playa de las Catedrales, en la costa de la provincia de Lugo, que se llama así por la forma que tienen los acantilados erosionados por el viento y el mar, es una playa única y vale la pena pasearla y descubrir sus recovecos, pero ojo! no hay que olvidarse de ver las mareas ya que únicamente se puede visitar cuando ésta está baja y desde el año 2015 hay habilitada una página para poder sacar entrada para visitarla en los meses de verano y semana santa. La verdad es que los niños lo pasaron muy bien descubriendo sus cuevas y corriendo por la arena.

En la zona de acceso hay bastantes mesas con asientos para poder comer unos bocatas que es lo que hicimos y, menos mal porque los peques estaban hambrientos y los mayores también, así que no perdáis la oportunidad de hacer un picnic en un sitio increíble.



El siguiente destino era Meira, en donde teníamos reservado alojamiento en Casa Cazoleiro, un hotel rural situado muy cerca de donde se encuentra el nacimiento del rio Miño (Pedregal de Irimia) a donde fuimos dando un agradable paseo una vez que dejamos las cosas en el hotel y después de darnos un baño en la piscina climatizada que dispone el establecimiento y que dadas las temperaturas gallegas se agradece.
Elegimos Casa Cazoleiro, porque nos pareció que para ir con los niños podría estar bien, la piscina climatizada les encantó, la comida es casera y muy sabrosa, el desayuno copioso y con productos de la zona.
Algunos del grupo decidimos hacer una ruta a caballo. Éramos un grupo de cuatro adultos y siete niños, a los que se nos unió otra pareja con otro niño, íbamos guiados por una sola persona de la Casa, decir que había niños de cuatro y cinco años, y que tanto adultos como pequeños no sabíamos montar, y aunque los caballos eran muy dóciles la verdad es que hubo algún pequeño susto.



Ese día nos fuimos a comer a Meira y después a dar un paseo por Taramundi, en Asturias que queda muy cerca y está muy bien, el pueblo es pequeño y hay un museo de molinos que tanto a niños como a mayores nos encantó, en él se puede ver todo el proceso de la molienda y los distintos tipos de molinos que existen, al final les dan a los peques un diploma de molinero tras superar un sencillo cuestionario.
A los peques les gustó mucho la experiencia!




Ya por la noche volvimos a cenar a Casa Cazoleiro, y al día siguiente pusimos rumbo a "Marcelle", un jardín zoológico, donde los animales viven en condiciones que permiten satisfacer sus necesidad y, es importante recalcar que los animales que allí se encuentran vienen de otros zoos o centros de recuperación, nunca son capturados animales en libertad. Es importante saber esto y hacerles ver a los niños que los animales están mejor en libertad, pero que cuando esto no es posible existen estos lugares para que puedan vivir hasta que se recuperan o en el caso de que no sea posible que puedan vivir en lugares como éste dignamente. 




Nosotros, además de ver el parque, fuimos a la visita guiada de más o menos una hora de duración y la verdad es que vale la pena, la recomiendo a los que vayáis, porque además de explicar un montón de cosas, veis animales que están en una especie de reserva, algunos andan libremente por ahi, como los canguros que en la época en la que fuimos nosotros (principios de septiembre) estaban con sus crías en la bolsa. También podéis conocer a Rasca y Pica, dos lobos que cautivaron a los más peques, y cuya historia es curiosa. (os dejo que la descubrais vosotros ;)




En definitiva, una visita muy recomendable, eso si, un consejo, llevad la comida o picnic de casa, nosotros no lo hicimos y las colas para comer eran interminables, menos mal que está todo pensado para los más pequeños y hay un parque infantil cerca y los niños apenas notaron la espera.



Y hasta aqui, el primer post, espero que os haya gustado, que no sea el último e ir mejorando en los siguientes,

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...